Cómo viajar este verano sin salir de casa a través de la lectura

25 junio, 2015 at 08:11

Parece un tópico, pero es que se puede viajar muy lejos sin necesidad de moverte de donde estés a través de la lectura. Vale, no es lo mismo estar in situ en las grandes ciudades o lugares paradisíacos que hacerlo a través de la lectura… pero ya sabéis que el poder de la lectura y la imaginación es tremendo, además de un medio de transporte barato.

A continuación os mostramos una selección de obras que os llevarán por medio mundo. Desde la Sevilla Imperial a Cudillero, pasando (y bordeando el mundo) por Siberia, Australia, Shanghái, Malasia, Irlanda, Nueva Zelanda, China… Lugares que descubrir con el placer de la lectura y que os engancharán de principio a fin. Y por supuesto, el enlace del libro a cada Red de Bibliotecas para que vayáis a por ellos antes de que los presten todos.

Cómo viajar este verano sin salir de casa a través de la lectura

La lectura ilimitada es una moda sana… las bibliotecas saben mucho de esto

9 marzo, 2015 at 08:19

La lectura ilimitada es una moda sana… las bibliotecas la llevan practicando desde hace muchísimo tiempo. Grandes colecciones de títulos puestos a disposición de los usuarios en las bibliotecas y cuya única limitación es la marcada por las políticas de préstamo en cuanto a ejemplares que se puedan llevar los usuarios y el tiempo para su lectura. Todo esto por cero euros (directos) para los usuarios y cuyo gasto reside únicamente en la biblioteca (a través de impuestos de los primeros y subvenciones que pueda recibir). [La pescadilla que se muerde la cola]

Desde hace ya unos años están surgiendo compañías que ofrecen lectura electrónica a sus clientes por suscripción. Compañías que ofertan plataformas como NUBICOKindle Unlimited24symbols o skoobe. Quizás a las bibliotecas les faltó una buena campaña de promoción del servicio de préstamo, para ponerlo en el mismo nivel de las ofertas ilimitadas de grandes compañías de lectura electrónica. También es verdad que quizás les faltó adentrarse antes a este mundillo de «lo electrónico» para crear esas bibliotecas híbridas e incluso ubicuas del futuro,  que combinarán, estamos seguros, lo mejor de los servicios propios de las bibliotecas tradicionales con lo mejor de las posibilidades de préstamo electrónico. Ahora mismo, este camino ya está siendo iniciado con proyectos en marcha como eBiblio o eLiburutegia y, ya lo dice la sabiduría popular, nunca es tarde si la dicha es buena… Ahora solo falta seguir trabajando para mejorar y dar coherencia a los proyectos para que los nuevos servicios sean percibidos como uno más de los que ofrece la biblioteca y no como algo independiente.

Lectura

Siempre es interesante para cualquier organización identificar quién puede llegar a ser su competencia dentro de determinado servicio o producto. En este caso, las bibliotecas tienen que tener en cuenta a las plataformas mencionadas anteriormente como “competencia” en cuanto al préstamo de libros electrónicos… lo cual no quita que en un futuro puedan llegar a convertirse ambas partes en aliadas en pro de la lectura digital. Ahora mismo ya hay algún proyecto en marcha de préstamo electrónico en bibliotecas que incluye los servicios de estas plataformas y estamos seguros de que este tipo de iniciativas pueden ir a más (nosotros mismos estamos trabajando en esta dirección en colaboración con 24Symbols).

6 de cada 10 personas prefieren leer libros en papel

9 febrero, 2015 at 08:13

A lo digital no le ha costado entrar en la vida de las personas, de hecho se puede ver en el último informe publicado por la Fundación Telefónica como éstas mandan correos de manera digital, escuchan / ven en multimedia o comparten fotografías dejando a un lado los soportes físicos para subirse a la ola digital.

Pero hay algo con lo que todavía no ha podido el soporte digital al físico… y es la lectura de libros. Todavía hay un 62% las personas que prefieren la lectura del libro en papel en lugar de la lectura del libro electrónico. De hecho, la lectura física es la favorita por los lectores, tanto en su utilización como en su valoración. Todo esto por no hablar del 67,8% de lectores que han utilizado ambos formatos y que prefieren la lectura en papel.

62% de las personas que prefieren la lectura del libro en papel

Las estadísticas se disparan en las personas que utilizan únicamente el formato físico, siendo tres de cada cuatro usuarios los que lo hacen.

Por otro lado, la actividad de la lectura de libros en los jóvenes también está dominada por el formato papel, e incluso consideran la lectura tradicional como su favorita en mayor medida. De hecho, solamente un 16% de los jóvenes que lee en ambos formatos prefieren los libros en digital (esta cifra es del 46% en las personas entre 55 y 64 años).

Biblioteca ciudadana, participativa y conectada contigo

18 noviembre, 2014 at 08:11

Los pasados 12, 13 y 14 de noviembre estuvimos presentes en el VII Congreso Nacional de Bibliotecas Públicas, organizado por la Subdirección General de Coordinación Bibliotecaria, en la magnífica ciudad de Badajoz. El lema de dicho evento fue «Bibliotecas Públicas, conectadas contigo» y giró en torno a tres temas: Bibliotecas públicas, participación ciudadana; Bibliotecas públicas, impacto social y económico; y Lectura y ciudadanía.

Las bibliotecas ocupan un espacio cercano a la comunidad a la que sirven, teniendo que adaptar sus servicios constantemente en una sociedad siempre cambiante. La biblioteca pública se ha hecho más participativa, más solidaria, ha sabido dar respuesta a las necesidades adquiridas por unos usuarios con cada vez más competencias tecnológicas y poner en valor su valiosa tarea en la realidad que nos rodea.

Bibliotecas públicas, participación ciudadana

Las bibliotecas públicas son el camino para lograr una cultura cívica en la sociedad, de ahí la importancia de mostrar y transmitir el amor que sus profesionales tienen por ellas. Es fundamental hacer que los ciudadanos se sientan como en casa dentro de las bibliotecas y para eso hay que trabajar desde la innovación y repensar los modelos bibliotecarios que se tienen hasta la fecha.

Una de las finalidades de las bibliotecas es que sean útiles para la sociedad e incluso llegar a pensar en la influencia de estas hacia el cambio del comportamiento social. Por eso es muy importante que las bibliotecas pregunten o entiendan qué necesitan sus usuarios / ciudadanos en cada momento o en cada etapa.

Está claro que las bibliotecas no son sin la sociedad, las bibliotecas pertenecen a todos los ciudadanos. Las bibliotecas tienen que ser ese lugar donde los ciudadanos aprendan y satisfagan sus necesidades informativas y de conocimiento. Bibliotecas como plazas públicas donde la participación ciudadana deje constancia de conocimiento y comportamiento colectivo.