La fuerte relación entre el rendimiento de los estudiantes y las bibliotecas escolares

26 julio, 2016 at 08:08

No hay día en que la utilidad de las bibliotecas escolares no sea puesta en duda, y más en  una sociedad tan digital como en la que vivimos. Las bibliotecas escolares tienen que demostrar su valor de manera constante e ininterrumpida. Quizás este reto sea el que haga que las bibliotecas escolares estén siempre en constante evolución, adaptación y transformación.

La biblioteca escolar conecta a los alumnos con la información, tecnología y aprendizaje

Por suerte cada vez se tiene más información sobre la necesidad y utilidad de las bibliotecas escolares para el buen rendimiento de los estudiantes en sus caminos formativos. Pero para llegar a este punto hace falta que tanto los directores de los centros educativos, como el equipo de administración y el profesorado tengan conocimiento de las funciones de los bibliotecarios escolares y que sepan porqué pueden ser un plus para el buen rendimiento de dichos estudiantes. Para ello es esencial el contacto directo y continuo de los bibliotecarios escolares con los agentes involucrados en la comunidad educativa. La comunicación y la información son imprescindibles, además de la demostración con hechos.

Hace ya unos meses que hablamos del impulso que el Consejo de Cooperación Bibliotecaria quiere dar a las bibliotecas escolares a través de su II Plan Estratégico. Plan que reconoce a los bibliotecarios escolares como piezas fundamentales para dotar a la comunidad estudiantil de las habilidades necesarias en el manejo de la información y que busca fortalecer a la biblioteca escolar como centro de recursos para el aprendizaje y la alfabetización informacional.

Hoy nos queremos hacer eco de la información que comparte la American Library Association en su último informe sobre las bibliotecas en EE.UU. y que cuenta con un apartado dedicado a las bibliotecas escolares. En dicho informe hablan del bibliotecario escolar como un agente más, y esencial, dentro de la comunidad educativa apoyando a alumnos, al personal administrativo y a los maestros. Destaca a los bibliotecarios escolares como conectores de los alumnos con la información, la tecnología y el aprendizaje, además de ser impulsores del contenido digital en las aulas.

En busca del impulso de las bibliotecas escolares y la formación de sus responsables

29 marzo, 2016 at 08:04

Las bibliotecas escolares son para muchos estudiantes el primer contacto que tienen con las bibliotecas y sus profesionales. Son de vital importancia para causar una primera buena impresión a estos jóvenes. Primera y casi única oportunidad para mostrar la importancia, necesidad y utilidad de las bibliotecas en la sociedad y para las personas.

De hecho el Consejo de Cooperación Bibliotecaria, a través de la aprobación de su II Plan Estratégico, quiere impulsar a las bibliotecas escolares y formar a los responsables de su gestión. Considera que estos profesionales son piezas fundamentales para dotar a la comunidad de las habilidades necesarias en el manejo de la información. Además se quiere fortalecer a la biblioteca escolar como centro de recursos para el aprendizaje y trabajar desde ellas la alfabetización informacional.

Solo hay una oportunidad para causar una primera buena impresión de la biblioteca

Y es que las bibliotecas escolares deben ser departamentos importantes y destacados dentro de los centros educativos. Bibliotecas escolares que a través de sus bibliotecarios/as (profesionales capacitados y formados) deben promover la alfabetización informacional y deben fomentar el aprendizaje permanente.

Bibliotecario/a escolar que debe liderar el proyecto de la biblioteca, que debe promocionar su uso y que debe usar el poder de la comunicación para hacer llegar la necesidad del servicio a los estudiantes, profesores, madres y padres.

El liderazgo del bibliotecario/a escolar es un punto clave para que el uso y participación de la biblioteca aumente. Además, el bibliotecario/a, debe fomentar el trabajo en equipo, debe identificar los distintos grupos de de interés de la biblioteca para saber a quién se tiene que dirigir y debe saber comunicar lo que hace, y lo que la biblioteca puede hacer por los demás, de manera efectiva.

[…]

La promoción de la biblioteca escolar busca convertir el apoyo pasivo de la misma en un apoyo activo. Este es un proceso continuo en el cual se debe escuchar y evaluar las necesidades de los usuarios, para luego seleccionar y promocionar los recursos y servicios para satisfacer dichas necesidades.

[…]

El desarrollo de un plan de marketing es esencial para hacer llegar la voz de la biblioteca. Este plan debe tener en cuenta los siguientes aspectos: Necesidades, objetivos, audiencia y medios de comunicación.

Las bibliotecas escolares necesitan a líderes entre sus filas

3 febrero, 2016 at 08:17

Las bibliotecas escolares necesitan profesionales preparados. Profesionales que hagan de las bibliotecas escolares espacios imprescindibles dentro de los centros docentes e imprescindibles para sus comunidades de usuarios (alumnos, profesores, padres…). Profesionales que lleven como bandera la gestión eficaz y eficiente de la biblioteca y cuyo crecimiento esté basado en sus buenas prácticas en cuanto a promoción y comunicación de sus servicios y actividades. En definitiva, bibliotecarios escolares líderes dentro de la comunidad educativa.

El liderazgo del bibliotecario escolar

La capacidad de liderazgo, el saber promocionar la biblioteca escolar y el saber comunicar lo que se hace deben ser requisitos imprescindibles para estos profesionales. Requisitos que buscan hacer a los usuarios (reales y potenciales) protagonistas de todo lo que sucede en la propia biblioteca del centro escolar. Porque una biblioteca sin usuarios no es nada y porque no hay duda de que el mejor defensor de la biblioteca escolar es el propio bibliotecario/a que la gestiona.

La American Association of School Librarians (AASL) ha publicado recientemente un trabajo en el cual se recogen mensajes, ideas y buenas prácticas para hacer llegar el valor de la biblioteca escolar en el siglo XXI. En dicho trabajo se muestran una serie de habilidades que deben poseer los bibliotecarios/as escolares y sugerencias prácticas para llevar a la biblioteca escolar lo más alto posible. Además se hace referencia al programa Learning4Life en el cual se da importancia a cuatro ideas claves y en el siguiente orden: pensar, crear, compartir y crecer.

Liderazgo del bibliotecario escolar

El liderazgo del bibliotecario/a escolar es un punto clave para que el uso y participación de la biblioteca aumente. Además, el bibliotecario/a, debe fomentar el trabajo en equipo, debe identificar los distintos grupos de de interés de la biblioteca para saber a quién se tiene que dirigir y debe saber comunicar lo que hace, y lo que la biblioteca puede hacer por los demás, de manera efectiva.

Entre las sugerencias prácticas, en cuanto al liderazgo, estarían las siguientes:

  • Fomentar las relaciones con colegas de otras bibliotecas escolares.
  • Asistir a reuniones y presentar propuestas.
  • Colaborar con profesores.
  • Ser miembro activo de comités escolares.
  • Crear la presencia de la biblioteca en los medios sociales.
  • Crear contenido en los sitios web del centro educativo y en los medios locales.
  • Establecer relaciones con el exterior: asociaciones, juntas, organizaciones…
  • Invitar a líderes locales a que vayan a contar su historia a la biblioteca.
  • Ser mentor de otros bibliotecarios y de estudiantes.
  • Asistir a conferencias.

No pienses lo que tu biblioteca puede hacer por ti, sino lo que harás tú por ella

29 octubre, 2015 at 07:38

Cuando se habla de bibliotecas escolares lo primero que suele venir a la cabeza a la gran mayoría de personas es la biblioteca como lugar de castigo. Por suerte, esta imagen no tiene nada (o poco) que ver con la realidad actual. Las bibliotecas escolares llevan años trabajando para convertirse en ese centro neurálgico y motor de creación del centro educativo. Ese lugar de formación y participación de los jóvenes alumnos al cual van para saciar sus necesidades informativas y de ocio, en la mayoría de las ocasiones, a través de la lectura.

El movimiento de las bibliotecas escolares

El 1er Congreso Iberoamericano de Bibliotecas Escolares (CIBES 2015) [y del cual hemos sido patrocinadores] ha sido un congreso maratoniano en el cual todos los asistentes hemos podido comprobar las buenas prácticas que están llevando a cabo bibliotecas escolares y centros educativos, además de otras actividades de fomento a la lectura. Hay mucho trabajo realizado, pero aún queda mucho por realizar. Y un buen punto para empezar puede ser que haya bibliotecas escolares (bibliotecas escolares de verdad) en todos los centros educativos.

Según señala el artículo 113 de la Ley Orgánica de Educación, los centros de enseñanza dispondrán de una biblioteca escolar y estas contribuirán al fomento de la lectura y a que el alumno acceda a la información y otros recursos para el aprendizaje de las demás áreas y materias y pueda formarse en el uso crítico de los mismos.

¿Y por qué la importancia de las bibliotecas escolares?… Pues ni más ni menos porque las bibliotecas escolares son los faros que pueden guiar a los jóvenes en el mundo de la lectura, de la información y del pensamiento crítico. La biblioteca escolar es tan importante que puede llegar a convertirse (y muchas se han convertido) en centros neurálgicos de los centros en los cuales están presentes. Y, por supuesto, la biblioteca escolar debe crear comunidad a su alrededor.

Hay pocas cosas en el mundo tan relevantes como son los libros. La lectura es imprescindible para el ser humano… y no importa como leas cuando lo importante es que leas. Su participación hace que estos jóvenes se enganchen a la lectura. La biblioteca escolar debe subirse al carro de lo digital, sin perder de vista lo analógico y la cultura impresa.